La seguridad, disponibilidad y la economía son los parámetros y criterios vitales para las Administraciones Urbanas y Viales. Siendo responsable de la planificación del Tránsito o del Alumbrado Público, la Administración se enfrenta al desafío de controlar al tránsito que ingresa y egresa de las ciudades y que los valores luminotécnicos sean los necesarios para mantener el orden y la seguridad de los ciudadanos. Los objetivos deben ser ambiciosos pero, a la vez alcanzables, asegurando un pasaje fluido del tránsito y la buena visibilidad nocturna, garantizando la seguridad y el orden de tránsito y de los peatones y la protección del medio ambiente. Un elemento esencial de los sistemas de infraestructura, tales como las instalaciones de señalización y control del tránsito y las de Alumbrado Público, es contar con un conjunto de servicios especialmente preparado. Las Administraciones Urbanas, como representantes de ciudades y comunidades o caminos, llevan una responsabilidad especial hacia el público. La seguridad, disponibilidad y economía de los sistemas de tránsito y alumbrado son vitales para su éxito. Por consiguiente, los servicios son especialmente importantes en el ámbito urbano y vial: la elección del proveedor de la Ingeniería o el Diseño, la Instalación o Montaje , el Mantenimiento, la Operación y la Puesta en Funcionamiento de los equipos y/o sistemas que componen la Infraestructura Ciudadana ya que los riesgos para los usuarios son muy altos si no representan una alta seguridad y si los costos incurridos son elevados. Para asegurar, en todo momento, la funcionalidad de los sistemas de tránsito y de alumbrado público, usted puede confiar en un socio tecnológico experimentado y completamente confiable.

Productos Relacionados